martes, 21 de septiembre de 2010

EXORTACIÓN A LOS MINISTROS DE LA SCJN - I


MINISTROS DE LA SCJN ESCUCHEN A LA SOCIEDAD MEXICANA.

México afirma, como la mayoría de la sociedad, (80.9% según consulta Mitofsky), que el matrimonio es la unión entre un hombre y una mujer. Con el apoyo de las más de 500 ONG´s firmantes, con más de 30 mil firmas de ciudadanos con credencial de elector del Distrito Federal y más de 40 mil mexicanos adheridos por medio de Redes Sociales, (quienes cada día aumentan en número) insisten en solicitar a los Ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) escuchar a la Sociedad Civil con respecto a la redefinición que hicieron del matrimonio y las adopciones por parte de homosexuales y lesbianas.

El matrimonio, es la unión de un hombre y una mujer para realizar una comunidad de vida, en donde ambos se procuran amor, respeto, igualdad y ayuda mutua con la posibilidad de procrear y educar a los hijos formando la célula básica de la sociedad llamada familia.

Por otro lado, afirmamos que la redefinición del concepto de matrimonio afectó materialmente la institución jurídica de la adopción, es decir, siendo la adopción una institución que protege el derecho del niño a recuperar lo que ha perdido, una madre y un padre, se violenta con la nueva definición del matrimonio, al abrir la posibilidad de la adopción conjunta entre personas del mismo sexo.

Países como Francia, Alemania, y la Unión Europea (UE) después de largos debates han pronunciado un claro no a la adopción en parejas del mismo sexo, inclusive la UE ha declarado siendo una institución liberal que los Gobiernos no están obligados a la aceptación del ‘matrimonio homosexual’. Por lo tanto las familias mexicanas esperan ser oídas, no aceptan cuestiones sofistas como el que Uds. Expongan que la Constitución no define que es una Familia. Ustedes bien saben que los constitucionalistas de 1857 y 1917, nunca dudaron de que estuvieran hablando cuando se referían a la Familia, porque ellos dentro de su ideología, respetaban a la célula básica de la sociedad, y por eso no juzgaron necesario aclararlo más, y posteriormente se le hicieron otros cambios al articulo 4° y la sociedad mexicana sabe que ustedes asumieron intereses mezquinos para negar la verdad, pero están a tiempo de reconsiderar.

EXIGIMOS DEN MARCHA ATRÁS A LA ADOPCIÓN POR HOMOSEXUALES Y LESBIANAS.

Insistimos: siempre hemos afirmado y lo seguiremos haciendo, que nadie tiene derecho a redefinir el matrimonio, pues este existe desde antes que existiera el Estado y sus instituciones, por ello no se cansará la sociedad de pedir con respeto a la SCJN que tengan la sensibilidad jurídica y social para actuar conforme a derecho y a los verdaderos intereses de las mayorías del país que consideran el matrimonio como lo hemos mencionado anteriormente.

En el seno de la Suprema Corte, estuvo siempre presente la voz de la sensatez, inteligencia y justicia, de los Ministros Sergio Salvador Aguirre Anguiano, y Guillermo I. Ortiz Mayagoitia, a los que reconocemos su autoridad moral y sentido de Justicia y a quienes los 9 Ministros restantes (hoy sólo 8, uno acaba de entregar cuentas a su creador), no quisieron escuchar, ignorando los argumentos jurídicos que con gran contundencia expusieron y que han expresado verdaderamente el sentir y la voz de la inmensa mayoría de los mexicanos, que ellos sí supieron representar. Don Sergio, y Don Guillermo, gozan del respeto y aprecio del Pueblo de México. La Historia los honrará como merecen.

La Sociedad Mexicana repudia, en cambio, el criterio y voto de los Ministros: Sergio A. Valls Hernández, Olga Sánchez Cordero, Juan N. Silva Meza, Luis María Aguilar Morales, José de Jesús Gudiño Pelayo(+), José Fernando Franco González Salas, Margarita Beatriz Luna Ramos, Arturo Saldívar Lelo y José Ramón Cossío Díaz, que propiciaron la constitucionalidad de la despenalización del aborto en el D.F.; hicieron el ridículo en el caso de la niña Paulette; ‘la constitucionalidad’ de la NOM-046, las uniones de homosexuales, dándoles estatus de matrimonio y dictaminaron también a favor de la adopción de menores por las parejas de homosexuales, todo ello en el Distrito Federal. Sepan que han fallado a nuestra Nación: Respondan a México: ¿A quién sirven?... ¿A qué intereses obedecen?...

Continúa en el próximo artículo…


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada